Varices. Sintomas y Tratamiento

¿Qué son las varices?

Imagen de varices de miembro inferior

Imagen de varices de miembro inferior

Las varices son venas inflamadas, retorcidas y abultadas que se pueden ver en la superficie de la piel. Se encuentran comúnmente en las piernas, mayoritariamente en la parte posterior de la pantorrilla o en la cara interna de la pierna. Pueden ser de un color morado o azul oscuro, y son una manifestación frecuente de la insuficiencia venosa crónica.

Otros lugares menos comunes de aparición de varices son en el esófago (varices esofágicas); en los testículos (varicocele) o en la región anal (hemorroides).

La Flebología es una especialidad médica que comprende el estudio, tratamiento y prevención de las enfermedades que afectan al sistema venoso.

La prevalencia de las varices en la población general se acerca al 15-20%, de los cuales una tercera parte presenta dolor. El porcentaje aumenta hasta el 50% para personas mayores de 50 años.

Según datos del American College of Phebology se estima que más de 80 millones de americanos sufren alguna forma de patología venosa y 1 de cada 22 personas o 4,5% o 12,2 millones de personas en E.E.U.U. están afectados por venas varicosas.

Son más frecuentes en las mujeres que en los hombres debido a factores hormonales. Existe también una predisposición familiar. La obesidad, embarazo, el tipo de actividad física y la constitución física son otros factores que intervienen en esta enfermedad. Sin embargo el principal factor determinante de la aparición de las varices, es el componente genético o carga genética.

¿Cuáles son las causas de las varices?

Motivo de la formación de varices

Motivo de la formación de varices

Las venas son vasos sanguíneos que transportan sangre de los tejidos del cuerpo al corazón. El corazón bombea la sangre a los pulmones para recoger oxígeno. Luego, la sangre rica en oxígeno se bombea por todo el cuerpo a través de las arterias.

De las arterias, la sangre pasa a unos vasos sanguíneos diminutos llamados capilares, desde donde entrega el oxígeno a los tejidos del cuerpo. Luego la sangre regresa al corazón y a los pulmones por las venas para recoger más oxígeno.

Las venas se dividen en tres tipos:

  • Las venas superficiales son aquellas situadas cerca de la piel.
  • Las venas profundas son aquellas situadas en la parte central del cuerpo, entre los músculos que con sus contracciones ayudan el proceso de retorno de la sangre. Están ubicadas en el interior de los grupos musculares rodeadas de un envoltorio llamado fascia.
  • Las venas perforantes son aquellas que unen el sistema venoso superficial con el sistema venoso profundo.

Las varices se producen en las venas superficiales de las piernas.

El sistema venoso profundo es el responsable del retorno del 90% de la sangre al corazón. Mientras el sistema venoso superficial el 10% restante. Las venas profundas de las piernas conducen el flujo a través de conductos cada vez más pequeños hasta llegar a la vena cava, que es la vena más grande del cuerpo y conduce la sangre directamente al corazón.

Formación de las varices

Formación de las varices

Las venas profundas de las piernas están rodeadas por músculos que ayudan con sus contracciones a bombear la sangre hacia el corazón y los pulmones.

Debido a que la sangre en el tramo de las piernas circula en contra de la fuerza de la gravedad, las venas disponen de unas válvulas unidireccionales que impiden que la sangre fluya para abajo.

Si las válvulas se debilitan y dejan de funcionar, la sangre realiza un circuito anómalo creando áreas de reflujo, aumentando la presión, lo cual acaba produciendo una deformación y dilatación de las venas. A éstas venas dilatadas o tortuosas les llamamos varices.

Podemos hablar de varices cuando el tamaño de estas venas supera los 5 mm de diámetro.

Cuando son de menor tamaño se trata de venas reticulares (2 a 5 mm de diámetro).

Hablamos de varículas y telangiectasias (también llamadas arañas vasculares) si son de un diámetro inferior a 2mm de diámetro, En realidad no son varices. Son pequeñas dilataciones de los capilares situados en las capas más superficiales de la piel.

¿Cuáles son los síntomas de la varices?

Los síntomas de las varices pueden ser:

  • Dolor o pesadez en las piernas.
  • Hinchazón moderada de los tobillos y los pies.
  • Calambres en las piernas.
  • Picores en las piernas, especialmente en la parte inferior.
  • Cambio de color en la zona donde se encuentra la variz.

Factores de riesgo

  • Antecedentes familiares: si hay familiares con varices en su familia, mayor es el riesgo de padecer esta enfermedad. Se calcula que la mitad de las personas con varices tienen antecedentes familiares.
  • Edad: a mayor edad, mayor es el riesgo del deterioro valvular y presentar varices.
  • Sexo: son más frecuentes en las mujeres que en los hombres debido a cambios hormonales durante la pubertad, el embarazo, la menopausia, o el uso de anticonceptivos orales que pueden aumentar las posibilidades de que una mujer tenga varices.
  • Embarazo: el crecimiento del feto ejerce presión sobre las venas de las piernas pudiendo derivar en varices.
  • Vida sedentaria: permanecer por mucho tiempo sentado o de pie obligan a las venas a trabajar más para bombear la sangre al corazón. Sin embargo deben concurrir la facilidad o predisposición genética, ya que de forma aislada no es causa de varices.
  • Obesidad: el sobrepeso ejerce una presión adicional sobre las piernas.
Doppler

Doppler

Diagnóstico

Su médico realizará una exploración clínica que podrá incluir la inspección física, la palpación y otras maniobras específicas.

Su médico podría indicar los siguientes estudios complementarios para su diagnóstico, unaEcografía Doppler. Mediante esta técnica se comprueba el funcionamiento del sistema venoso y se estudia la competencia valvular.

Otras pruebas complementarias como las flebografías, linfografías, pletismografías, deben estar indicadas siempre por un médico especialista ya que son exploraciones específicas e invasivas.

Complicaciones

  • Las varices pueden causar un problema llamado tromboflebitis superficial. Se trata de la formación de un coágulo de sangre en una vena cercana a la piel. Este tipo de coágulo puede causar dolor y otros problemas en el sector afectado de la vena, pudiendo llegar a provocar una migración de parte del coágulo, llamado trombo, hacía el pulmón.
  • La hipertensión venosa de larga evolución puede causar problemas en los tejidos circundantes y afectar a planos superficiales.
  • Las varices pueden causar dermatitis. La dermatitis puede acabar favoreciendo la aparición de úlceras o heridas. En ocasiones también puede aparecer el sangrado venoso, al presentarse una erosión de la piel en una zona ocupada por una variz.
  • Finalmente puede coexistir un componente infeccioso lo cual provoca cuadros de celulitis cutánea y tromboflebitis.

Tratamiento de las varices

El objetivo general del tratamiento son aliviar los síntomas, prevenir las complicaciones y mejorar el aspecto físico de las varices.

Su médico puede simplemente recomendar cambios en su estilo de vida en el caso que sus síntomas sean moderados.

  • Cambios en el estilo de vida: evitar permanecer sentado o de pie por mucho tiempo, realizar ejercicio físico, hacer dieta en caso de sobrepeso, etc..Estos cambios pueden disminuir el dolor, evitar que las várices empeoren o la formación de más várices.
  • Uso de medias de compresión: su médico puede recomendarle que estas medias que ejercen una suave presión en la pierna, evitando que la sangre se acumule y disminuyendo su inflamación. Sin duda, esta medida es la más efectiva.

Cuando las varices provoquen síntomas, cuando las varices sean de gran tamaño y puedan ser peligrosas, o cuando el paciente se sienta acomplejado estéticamente, las varices pueden eliminarse.

La tendencia general es buscar el procedimiento menos invasivo posible.

Tratamiento quirúrgico: STRIPING

El tratamiento se basa en una operación quirúrgica clásica, también llamada cirugía convencional porque es el tratamiento que se ha venido realizando durante más tiempo.

La técnica consiste en que un cirujano vascular efectúa la extirpación de todas las venas varicosas visibles además de la vena safena interna o externa. La vena safena interna y la vena safena externa están situadas en la superficie de la pierna, resultando ser el origen de la mayoría de las varices.

Se trata de un tratamiento cada día más en desuso por parte de muchos cirujanos vasculares debido a que técnicas menos invasivas están igualando resultados clínicos con planteamientos menos agresivos.

El tipo de anestesia empleado esraquídea o intradural, por mediación de un pequeño pinchazo a través de la columna se consigue la anestesia de la extremidad. Permite al cirujano vascular trabajar con comodidad y al paciente le evita las molestias de los continuos pinchazos de la anestesia local.

En cuanto a la recuperación, el paciente podrá empezar a caminar muy precozmente (de dos a tres horas tras la intervención). Sin embargo conviene seguir un postoperatorio de varios días durante los cuáles se deben seguir una serie de consejos médicos.

La incorporación a la vida laboral se calcula entre 7 y 15 días.

Tratamiento quirúrgico: CHIVA

La técnica CHIVA por sus siglas ( Conservación Hemodinámica de la Insuficiencia Venosa Ambulatoria) se basa enpreservar la vena safena interna y/o externa y mantenerla con flujo para asegurar el correcto drenaje venoso. Por tanto se trata de una estrategia terapéutica menos agresiva, conservadora y que reduce el periodo de recuperación del paciente.

Mediante una prueba diagnóstica indolora y rápida llamada Ecodopler, que muestra a su médico el funcionamiento venoso en condiciones reales. Gracias a ese estudio, su médico, procederá al marcaje o cartografía del sistema venoso donde se identificarán los puntos conflictivos que dan lugar a las varices e intervendrá con una cirugía mínima exclusivamente es esos puntos.

El tipo de anestesia empleado eslocal simple o local con sedación. Consiste en inyectar el anestésico local realizando diferentes punciones con una aguja fina . Su médico podría complementar esta anestesia con la sedación para evitar molestias.

Se considera que parte del tratamiento de recuperación consiste en caminar inmediatamente después de la operación. La incorporación a la vida laboral dependerá de cada caso y de la extensión de las pequeñas heridas. Pueden darse casos de incorporación en 1 día hasta 10-15 días

En ocasiones, su médico considerará oportuno realizar el tratamiento en dos tiempos.

Este tipo de procedimiento obliga a realizar controles frecuentes (como mínimo una vez al año).

Tratamiento: ESCLEROTERAPIA

La escleroterapia consiste en inyectar una sustancia química, normalmente espuma, en el interior de una vena varicosa para que cause una irritación y la formación de una cicatriz para ocluir esa vena. Con el tiempo esta vena ocluida puede ser absorbida por el organismo y desaparecer.

De esta manera la vena al recibir la sustancia química esclerosantesufre un proceso de irritación que acaba produciendo una trombosis seguida de espasmo, que hace a la vena contraer sus paredes y secarse, quedando la vena sellada. Por tanto por el interior de las venas enfermas ya no circula sangre y otras venas sanas se encargarán de realizar correctamente la función del retornar la sangre al corazón y los pulmones.

Este procedimiento es de mucha utilidad en el tratamiento de las varices recidivadas, es decir, de aquellas varices que una vez tratadas vuelven a aparecer.

No es necesaria anestesia ya que las infiltraciones se realizan con una aguja de muy fina.

El tratamiento puede ser aplicado en varias sesiones de escleroterapia. Estas sesiones pueden variar dependiendo de la gravedad de las varices a tratar y de su longitud.

Al finalizar cada sesión se coloca una media de compresión que el paciente deberá llevar durante las semanas siguientes.

No requiere interrumpir los hábitos de vida del paciente. Únicamente su médico le puede recomendar no bañarse en la playa o en la piscina los días posteriores al tratamiento y no realizar deportes intensos.

Tratamiento ENDOVASCULAR o ENDOVENOSO:Endoláser o Radiofrecuencia

Ablacion de vena

Ablacion de vena

Estos tratamientos se basan en la oclusión (esclerosis) o fibrosis del interior de la vena safena interna o externa mediante la aplicación de un sistema de bloqueo, ablación o sellado endovenoso (dentro de la pared delvaso).

Tanto el tratamiento mediante Endoláser como el tratamiento de por Radiofrecuencia pretenden evitar el arrancamiento de la vena safena interna,

Mediante este procedimiento, su médico realiza un corte diminuto en la piel, cerca de las venas varicosas. Posteriormente inserta en la vena un tubo pequeño llamado catéter. Un dispositivo que se encuentra en el extremo del catéter libera energía en forma de calor, provocando la quemadura del interior de la vena, la coagulación de su sangre y posteriormente el retraimiento de sus paredes. Finalmente se colapsan sus paredes y se fibrosa.

Una vez finalizado el procedimiento de la ablación de la safena, su medico procederáa la extirpación de los paquetes venosos acompañantes, por lo que son técnicas parcialmente poco invasivas.

Este tratamiento es un equivalente a la terapéutica por cirugía convencional aunque con ella se evita la agresión por extirpación de la vena safena y además se evitan determinadas heridas.

Tratamiento con Enoláser

En este procedimiento, el dispositivo que se encuentra en el extremo del catéter libera calor proveniente de un láser. La luz del láser bloquea la vena enferma.

Tratamiento por Radiofrecuencia

En la ablación endovenosa por Radiofrecuencia se utilizan ondas de radio para generar calor y conseguir el bloqueo de las venas varicosas.

El tipo de anestesiaempleada en estos procedimientos puede ser anestesia local-tumescente y sedación o con anestesia raquídea.

La incorporación a la vida laboral depende de cada caso y de la extensión de las pequeñas heridas. Pueden darse casos de incorporación en 1 día hasta 10-15 días.

No a todos los pacientes se les puede practicar estos tratamientos endovenosos ya que es necesario reunir una serie de requisitos de tamaño de las venas que permitan la correcta navegación del catéter por el interior de la vena.

Publicado en Blog y etiquetado .

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *